Saltar al contenido

Copas Menstruales – Todo lo que necesitas saber

Aunque la copa menstrual ya lleva en España unas décadas, quizá todavía tengas dudas sobre si es para ti o no. Aquí te cuento todo lo que necesitas saber sobre las copas.

Mejores copas menstruales

Cómo funcionan las copas menstruales y para qué sirven

La copa menstrual o copa, es una alternativa a las compresas y tampones mucho más sostenible y saludable con nuestro cuerpo.

Están hechas de silicona médica, que, además, no te genera gérmenes, y no interfiere con la flora vaginal.

El mecanismo es muy sencillo, se trata de un recipiente en forma de copa, que se introduce en la vagina y recoge el flujo menstrual. Pasadas unas horas, puedes vaciarla sacando la copa de la cérvix, o incluso, hay una nueva modalidad de copa que se vacía sola.

Están hechas de un material flexible que se adapta al cuerpo una vez dentro. Es importante que, al introducirla, se abra completamente, para evitar fugas, pero si no se abre, basta con darle varias vueltas sujetando el pitorro que tiene en su parte más baja, para recolocarla.

Así que ahora que ya sabes para qué sirve, vamos a ver cómo colocarla.

Cómo colocar la copa menstrual

Existen varias formas de hacerlo, pero lo más común, y que a mí mejor me sirve, es doblarla en forma de C. Para ello, uno dos extremos de la circunferencia y cuando se tocan el uno con el otro, vuelvo a doblar los extremos para que se quede el borde como si formase una letra C.

Tambien puedes usar el cierre en V, para ello, dobla el borde hacia la base de la copa, y apriétala para que no se abra. Con este pliegue puedes introducirla más fácilmente, ya que se reduce el diámetro.

Para retirar la copa para la regla, basta con que aprietes un poco sobre la base, de forma que se quite el vacío que tiene, y tires. La primera vez puede resultar una sensación extraña, pero en cuanto la quites una o dos veces, te acostumbrarás a lo sencillo que es.

Beneficios de las copas menstruales

Una vez que las pruebas, es difícil que quieras volver al tampax de toda la vida. Pero voy a hacerte un resumen de los beneficios más importantes que he descubierto después 15 años de uso.

  • Es una alternativa barata
  • Son sostenibles
  • Duran mucho tiempo
  • La limpieza y los cuidados son sencillos
  • Se pueden usar desde las primeras reglas, ya que hay distintos tamaños

Otra de las preguntas más comunes sobre la copa es cuánto duran. Y la buena noticia es que son muy duraderas, lo que ayudará al medio ambiente y a tu bolsillo. Pueden durar entre 5 y 10 años dependiendo del fabricante.

Opiniones sobre la copa

En general las opiniones de las mujeres que conozco y que han usado la copa son buenas. También las de las que he leído por internet, pero vamos a ver algunas ventajas y desventajas de usar la copa menstrual, incluidas las opiniones de los ginecólogos.

Ventajas de usar la copa

Para mí, que llevo usándola unos 15 años, las ventajas son innumerables, pero aquí te dejo un resumen:

  • Más económica: ya que sólo debes comprar una cada mucho tiempo, a diferencia de las compresas y los tampones.
  • Más saludable: ya que no altera la flora vaginal.
  • Más ecológica: pues no genera tantos desperdicios.
  • Más limpia: no genera olores incómodos.

Desventajas de usar la copa

  • Incomodidad: algunas mujeres que la han probado dicen que resulta incómoda dentro de la vagina. Esto puede ser porque no están usando la talla adecuada o bien, porque está mal colocada. En unos pocos casos, puede ser por problemas anatómicos, como comenta la doctora Elisa Ross en este artículo.
  • Rechazo: otra de las razones por las que algunas mujeres no se sienten cómodas usando la copa menstrual es porque les resulta incómodo tener que introducir algo en su vagina. Si te pasa lo mismo, y no estás segura, recuerda que cuanto mejor conozcas tu cuerpo mejor te sentirás con él.

En general, los ginecólogos opinan que se trata de una buena alternativa a las compresas y tampones, siempre y cuando se coloque bien y se use la talla adecuada.

Se puede usar la copa menstrual si llevas un DIU

No hay ningún riesgo de usar la copa si usas un DIU como método anticonceptivo, ya que se colocan en lugares distintos. Mientras que la copa se coloca en la vagina, el DIU lo tienes introducido en el útero, por lo que no hay riesgo de que choquen o se descoloque ninguno.

Copas menstruales para niñas

La buena noticia de las copas menstruales es que puedes empezar a disfrutar de ellas desde la primera regla. Normalmente se venden en tres tamaños: S, M y L.

La talla S suele ser para mujeres con poco flujo, menores de 30 años o que no hayan tenido un parto vaginal nunca. Esta copa pequeña es la ideal para las primeras reglas.

La talla M se suele usar en mujeres de más de 30 años que no hayan tenido parto vaginal, o si han tenido hijos, que haya sido por cesárea.

Por último, la talla L se usa para mujeres con mucho flujo o que han tenido parto natural (sin cesárea).

Es muy importante que elijas bien tu talla, ya que te evitará molestias o pérdidas durante el ciclo. Pero, siguiendo estos consejos, estoy segura de que encontrarás la que mejor se adapta a ti.

Qué hacer con la copa menstrual durante la noche

Una de las mayores preocupaciones cuando te inicias en el mundo de la copa menstrual es que haya fugas. Durante el día es mucho más fácil controlarlas, porque puedes ir al baño a vaciarla cada poco tiempo, pero la noche genera más preocupación.

Después de más de 15 años usando la copa menstrual, y cambiándome en los sitios más recónditos (el Camino de Santiago incluido), tengo que decir que cuando llevas compresas o tampones parece que el flujo es mucho mayor de lo que es realmente.

Dependiendo de la cantidad de flujo, normalmente se puede hacer un vaciado cada 6 u 8 horas en los días de más sangrado.

Personalmente, sólo he tenido una vez fugas durante la noche y es porque tenía un quiste y me hacía sangrar más de lo normal. Pero en 15 años, creo que pasa completamente la prueba de la noche 😉

Cómo cambiar la copa menstrual

Al principio es normal que te agobio el cambio de la copa, sobre todo si te pilla fuera de casa. Con la práctica verás que realmente no necesitas tantos cambios, y que lo puedes hacer en cualquier sitio.

Cuando hablo de mi experiencia con la copa, siempre digo lo mismo. Hice el Camino de Santiago con ella, y en muchas ocasiones me tocó cambiarla sin un baño.

La puedes cambiar en muchas posiciones: sentada en el váter, con una pierna elevada o incluso de pie. Eso sí, es muy importante lavar tus manos antes de cada cambio, y enjuagarla antes de volver a introducirla en tu vagina.

Limpieza de la copa menstrual

Limpiar la copa es mucho más sencillo de lo que pueda parecer. Para la limpieza, yo diferencio entre el vaciado y la limpieza entre reglas. Vamos con la segunda primero.

Limpieza de la copa entre reglas

Una vez que hayas terminado con la regla, o si acabas de comprar tu copa menstrual, lo recomendable es hervirla para eliminar todas las bacterias que pueda tener. Aunque la silicona es especial antibacteriana, siempre es mejor evitar sustos molestos 😉

Limpieza sin microondas

Para esto sólo necesitarás un cazo con agua hirviendo y dejar la copa dentro durante unos 2 o 3 minutos. Una vez que haya pasado este tiempo, la sacaremos con cuidado de no quemarnos y la dejaremos secar al aire (a mí es como más me gusta hacerlo). Después la guardaremos en su bolsita de tela o su vasito higienizador.

Limpieza con microondas

Algunas copas, como la Enna Cycle o la Edicare, vienen con un vaso que puedes meter en el microondas para limpiarla. Este es un método mucho más rápido y cómodo. Además, es igualmente eficaz ya que al introducirla en el microondas llenas un poquito el vaso con agua para que también hierva.

Vaciado de la copa menstrual

Si, por el contrario, lo que necesitas es vaciar la copa durante la regla, no hace falta que la hiervas en cada cambio. Basta con vaciarla y enjuagarla con agua.

En caso de que no tuvieras agua, puedes limpiarla con un papel que no deje celulosa y la tendrás lista para poner de nuevo.

No te preocupes, porque no olerá mal, ya que lo que genera ese olor tan incómodo suele ser el uso de compresas y tampones, pero la copa, no genera olor por sí mismo. Y si lo que te preocupa es el olor a la sangre, tampoco lo notarás, ni lo notarán, ya que la llevas dentro del cuerpo.

Además, te evitarás las incómodas irritaciones que provocan las compresas al no dejar respirar la piel 👌

Tener relaciones sexuales con la copa

La mayoría de los ginecólogos recomiendan tener un orgasmo durante los días de molestias de la regla, ya que te ayudará a relajar el útero y mitigar el dolor.

Pero ¿se pueden tener relaciones sexuales con la copa?, bueno, en principio, puedes tener cualquier tipo de relación que sea sin penetración, ya que la copa ocupa mucho espacio dentro de la vagina.

Aun así, han sacado una nueva copa, más plana, que sí permite ter relaciones con penetración durante la regla.

Configuración